6.3 C
Sant Adrià de Besòs
lunes, diciembre 6, 2021
spot_img

Un día extraño llamado Enrique Arnaldo

El 11 de noviembre de 2021 quedará para siempre como una fecha que miles de personas recordaran con la satisfacción de no haber tenido que votar desde ciertos escaños del Congreso porque, para la mayoría de quienes no participan en política a tan “alto” nivel, lo habitual no es elegir por propia y libre voluntad lo de ser y parecer tan indecentes como han decidido serlo y parecerlo más de 230 diputados.

“Roma no paga traidores” y, por tanto, tras la presión oportunista y exitosa ejercida por Casado sobre el PSOE y UP para conseguir que ambos partidos traicionaran a sus millones votantes, los que habían confiado en unos programas electorales que prometían perseguir la corrupción sin tregua, la del “campeón” PP sobre todo, solo nos queda conocer la nueva manzana envenenada que el propio Casado ofrecerá a Pedro Sánchez para poder renovar el Consejo General del Poder Judicial.

Una explicación de esta votación, aunque no la justificaría, consiste en que Sánchez haya elegido maquiavelismo, votando a dos jueces como Arnaldo y Espejel, tan cuestionados, con la intención de poder recusarlos antes de que voten sobre la constitucionalidad de ciertas leyes. Pero eso sí, sin renunciar al impagable servicio que hasta el magistrado más de derechas y más delincuente de España estará dispuesto a prestar contra independentistas catalanes convocantes de referéndums.

Si en el futuro el Gobierno consigue inutilizarle al PP, ocasionalmente, estos dos votos en el Constitucional, sentiremos la tentación de pensar en justicia poética contra Casado. En tal caso nos equivocaremos porque, en realidad, solo será un evento más en la evolución de un parlamentarismo que se ha ido pudriendo durante las más de cuatro décadas de una monarquía con urnas que nunca romperá con la dictadura, pues no puede olvidar que sin el franquismo asesino no habría recuperado la Corona.

Quizás lo de España consista en la ilusión de desembocar en una democracia decente navegando siempre por las aguas turbulentas de la política basura, pero, a la vista de votaciones como la de hoy, el “más vale pájaro en mano” se ha impuesto por encima de cualquier otra consideración y, para consolidar lo que se va consiguiendo, los líderes multicolores del proyecto han decidido que lo mejor es prolongar la travesía por el camino de la corrupción durante el mayor tiempo posible.

Últimas horas: Estaba dando al botón de enviar este artículo cuando en la otra pantalla aparecen tres noticias muy relacionadas.

En la primera, Jaume Asens, peso pesado por catalán del grupo parlamentario de UP está reconociendo por primera vez las recusaciones contra Arnaldo y Espejel como estrategia del Gobierno de Coalición, cosa que interpreto se han callado con toda la intención para que, por una parte, Casado no pudiera corregir el error mundial al incluir ese nombre, pero también porque quedaría muy cutre el Gobierno presumiendo de votar en el Congreso a dos candidatos “que no gustan” y proclamando al mismo tiempo que lo que pretende es  anularlos “por la puerta de atrás”, es decir, en el día a día del trabajo para el que se les ha “contratado”, y a razón de más de 130.000.- € año que salen nuestros impuestos. Sin duda es el argumento que ante los del PSOE y UP ha utilizado un Sánchez que, en realidad, lo que ha buscado, y conseguido, es poder jugar las partidas del TC, y colaterales, con dos barajas. No podemos olvidar que Pedro es el mismo que viene de cocer en el fuego lento de su propio fracaso, y durante más de cuatro años, a quien se atrevió a decir de él aquello de “no sirve, pero nos sirve”.

En la segunda noticia, y por si faltaba alguien a la fiesta de las recusaciones que no ha tardado ni 24 horas en comenzar contra Arnaldo, publica El Confidencial que Puigdemont ya está preparando la primera para que este juez sea apartado de todas las causas relacionadas con el Procés.

Y la tercera es la noticia que parecía estar esperando la votación del Congreso para salir a la luz. Ella sola demuestra hasta qué punto el PP de la derrota tras la moción de censura decidió jugarse su futuro a uno de los personajes más superficiales, soberbios y despreciables de los que han pasado por la política en España, ya se nombrado aquí varias veces. Titula El Diario de Ignacio Escolar que “Alberto Pérez de Vargas, exdirector del centro Cardenal Cisneros donde Casado se sacó la carrera de Derecho en tiempo récord gracias a esos aprobados (doce asignaturas en cuatro meses) y a 18 convalidaciones, ha confirmado que el hoy líder del PP acudió a su despacho acompañado por Arnaldo y por otro catedrático ya fallecido”.

Conclusión: Es probable que el éxito de Enrique Arnaldo en su carrera para desprestigiar aún más al Tribunal Constitucional sirva también para cavar la tumba política de Pablo Casado, y quién sabe si también la del Partido Popular.

Domingo Sanz

Últims Articles

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3,391FansMe gusta
1,592SeguidoresSeguir
11suscriptoresSuscribirte
Publicitatspot_img

Últims Articles