28 C
Sant Adrià de Besòs
lunes, julio 22, 2024
spot_img

Para sentirse orgulloso

Las personas homófobas lo tienen realmente complicado este mes de junio. El día 28 se celebra el Orgullo LGTBI+, y para muchos es una aberración. Administraciones, ayuntamientos, empresas, anuncios en la televisión, en internet. Todo se llena de banderas arcoiris para seguir reivindicando unos derechos que se consiguieron con mucha lucha, y por eso, hay que seguir luchando por ellos. Porque para las personas que consideran que no hay de nada por lo que sentirse orgulloso, más bien todo lo contrario, cada vez tienen más altavoces en los que soltar su odio. Porque no nos engañemos, los que ahora dicen que en los años 80 había más libertad de expresión, que se era más libre en todos los sentidos, tal vez no recuerden, o no quieran recordar, lo que era ser homosexual en aquella época. En esos años, y en los 90, escuchar todo un estadio de fútbol cantar “Michel, Michel, Michel maricón”, era lo más normal del mundo. Que te escupieran en el metro por ir cogido de la mano de tu novio si eras hombre, que te llamaran “marimacho” si eras niña y te gustaba el deporte o ibas con el pelo corto, o que te dieran una paliza por darte un beso con tu pareja, del mismo sexto que tú, claro, estaba interiorizado en la sociedad. Era lo normal ser heterosexual, lo otro, lo que se salía de la norma, en este país que de laico tiene bien poco, aunque cada vez hay menos gente en misa, era atacado de palabra y de obra. Con los años hemos avanzado en derecho porque muchos dijeron basta, no les dio la gana poner la otra mejilla y gritaron a los cuatro vientos que eran personas como el resto y que por tanto les correspondía tener los mismos derechos. Matrimonio igualitario, adopción, todo se ha conseguido desde las calles, y en las calles debe seguir la lucha por mantenerlo. Porque aunque cada 28 de junio salten los de siempre y digan que no es necesaria tanta manifestación ni tanto orgullo porque ya lo tenemos todo, aún queda mucho por hacer. De hace unos pocos días es la noticia de la foto de las jugadoras de fútbol de la selección española Misa Rodríguez y Jenni Hermoso de vacaciones, posando como dos amigas en un barco, y que el Real Madrid Femenino, equipo al que pertenece la primera, tuvo que retirar de su cuenta oficial de X por los insultos homófobos y demás comentarios machistas y repugnantes que aparecieron de usuarios bajo alias y bajo nombre propio, que hay algunos que ya no se esconden. Ese es también el problema, que cada vez se esconden menos, porque la llamada a la acción de los pobres hombres blancos heterosexuales, que parece que ahora se sienten discriminados por el avance imparable de la sociedad, tienen hoy en día unos altavoces en redes sociales y en televisión de lo más peligrosos. Sobre todo en programas televisivos con audiencia millonarias que lo que hacen es reforzar el cuñadismo y el radicalismo sin ningún escrúpulo. Es más, se ufanan de ser los únicos que dicen la verdad ante este mundo de “buenismo” en el que todos intentamos contentar a todos y nadie dice lo que piensa. Es curioso que digan que solo ellos piensan por sí mismos y el resto nos dejamos manipular por lobbies, partidos políticos o agendas ocultas. Siéntanse orgullosos de lo son y lo que piensan si eso no ataca a nadie por el simple hecho de ser diferentes a ustedes. Y defiendan los derechos, aunque no les atañan directamente, porque en el fondo son hacen mejor como sociedad.

Editorial Àrea Besòs

Últims Articles

3,391FansMe gusta
1,640SeguidoresSeguir
0SuscriptoresSuscribirte
Publicitatspot_img

Últims Articles